“Lanzándose” al mercado

  • Participantes en ACS - USAID en su parcela de camote blanco.
  • El cultivo del loroco es una buena opción de negocio debido al rápido crecimiento de sus flores y a su demanda en el Corredor Seco.

    La Esperanza, Intibucá.- Unos 5,800 clientes hogares han sido atendidos por el Proyecto Alianza para el Corredor Seco – USAID en los últimos meses, con apoyo técnico para la siembra de 833 nuevas hectáreas de cultivos de alto valor, entre los que sobresalen la papa, elote, banano, pasto de corte y árboles maderables.

    En total, el proyecto ha promovido 87 diferentes cultivos de alto valor como hierbas, hortalizas, vegetales orientales, flores, tubérculos y frutales; correspondiendo a un 20% de las nuevas siembras totales apoyadas por ACS – USAID en los departamentos de Lempira, Intibucá y La Paz.

    Para contribuir a la producción de cultivos no tradicionales, ACS – USAID brinda servicios de asistencia técnica y capacitación a los hogares, validando la adaptabilidad de producción de cultivos en nuevas zonas y promoviendo la adopción de tecnologías de bajo costo.

    Para potenciar el impacto en cultivos de alto valor, 246 clientes hogares sembraron 26,471 plantas de piña MD2, una variedad altamente demandada por el mercado por su dulzura, color y por no tener espinas. También se introdujeron 1,196 plantas de guayaba taiwanesa, mango Haden y pimienta gorda injertada.

    El proyecto también acompañó en los procesos de poscosecha y enlace a mercados… todo con el objetivo de reducir la pobreza en el Corredor Seco.